¿Cómo reparar grietas simples en paredes?

¿Cómo reparar grietas simples en paredes?

Los procedimientos para la reparación de grietas en las paredes varían según la profundidad del daño. Antes de realizar la reparación, es necesario que se evalué el daño para adquirir la cantidad de material necesario.

Las grietas superficiales generalmente son producto de las dilataciones y contracciones de los materiales. Suelen presentase como pequeñas rajaduras, sin dirección definida y de corta extensión. Este procedimiento también puede ser útil para sellar orificios pequeños.

Pasos para reparar las grietas superficiales:

1- limpia la grieta con una espátula para eliminar el material que pudiera estar ligeramente suelto.

2- Rebaja levemente uno de los costados de la grieta para que el material se pegue, luego limpia.

3- Rellena la grieta con pasta para paredes, abarcando un poco más del ancho de la grieta y deja que se seque por 24 horas. (Las pastas para paredes son látex o sintéticas y debes seleccionarla según el tipo de pintura que usaras posteriormente).

4- Rellena el parche si sufre algún grado de hundimiento luego de las 24 horas de secado.

5- Lija después del secado con una lija de grano fino emparejando la superficie.

6- Vuelve a pintar la zona con el color de tu preferencia.

Todos los materiales que necesitas para esta tarea los encontrarás en tu Do it Center más cercano #HazloDoit

Compartir